martes, 23 de diciembre de 2008

2009, año de Francia en Brasil


Aznavour y Gilberto Gil unen tropicalismo y 'chanson' para Lula y Sarkozy
Un cartel de lujo reúne a dos leyendas vivas de la música y para inaugurar el "año de Francia en Brasil", que se celebra en 2009
EFE - Río de Janeiro - 23/12/2008


El músico brasileño Gilberto Gil y el francés Charles Aznavour, principales representantes del tropicalismo y la Chanson francesa, cantaron hoy para los presidentes Luiz Inácio Lula da Silva y Nicolas Sarkozy y un entregado público carioca. Los mandatarios de Brasil y Francia, el presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, y la primera dama francesa, Carla Bruni, fueron los anfitriones de lujo de este concierto, que sirvió para reunir a dos leyendas vivas de la música y para inaugurar el "año de Francia en Brasil", que se celebrará en 2009.


El homenaje a la cultura francesa llega como respuesta al año de Brasil, que se celebró en Francia en 2005 y que contó con una agenda repleta de actividades artísticas y culturales y en la que también participó el entonces ministro de Cultura de Brasil, Gilberto Gil. El brasileño, que se alejó de la política hace cinco meses para preservar sus cuerdas vocales, subió en primer lugar al escenario de la sala Vivo Río, acompañado de su guitarra, con la que cantó dos temas con todo el sabor de la música popular brasileña.
Gil terminó con una canción en francés, para el deleite de los invitados galos, que tan sólo interrumpieron su actuación con el estallido de los corchos de las botellas de champán y acaloradas salvas de aplausos. A continuación, Aznavour, vestido con su habitual camisa negra, arrebató la atención de los espectadores y los condujo por varias décadas de su repertorio de canciones románticas acompañado de su orquesta.
Arrancó aplausos con Mourir d'aimer, fue acompañado por el público en el estribillo de su clásico La bohème y se despidió con una gran ovación. Para cerrar el espectáculo, el brasileño Lenine cantó un himno al año francés en Brasil, en clave de rock, y compartió el escenario con el francés Arthur H, compositor de esa canción, con la que bajaron el telón aunando la música más actual de ambos países. El año cultural de Francia en Brasil espera convertirse en un gran homenaje a la cultura gala, que tendrá presencia en diversas ciudades brasileñas a través de exposiciones, teatro, espectáculos de circo, de arte callejero, ferias literarias, coloquios y cerca de 500 actividades más.
La ceremonia oficial de apertura tendrá lugar el 21 de abril en Río de Janeiro y la clausura se celebrará el 15 de noviembre en Sao Paulo con un concierto y una exposición artística. El recital de inauguración fue adelantado para coincidir con la visita de Sarkozy, que hoy participó en la Cumbre Brasil-Unión Europea en calidad de presidente de turno del bloque comunitario y que mañana iniciará una visita oficial como mandatario francés.

No hay comentarios: